martes, marzo 21, 2006

Palabras


Cáncer, tumor, neoplasia, neoformación, manchita, inflamación, compresión, astrocitoma, recidiva, recaída, metástasis, exéresis, TAC, Resonancia, radioterapia, quimioterapia, oncólogo, paliativos...

Odio estas palabras. Porque detrás de cada una de estas palabras hay una historia miserable. Porque detrás de estas palabras hay un hermano, hermana, mujer, marido, padre, madre, hijo, hija. Porque detrás de estas palabras hay mucho padecimiento. Porque hay muchos momentos duros. Porque hay muchas lágrimas. Porque son palabras traicioneras y que difícilmente caen en el olvido. Porque a veces las palabras vuelven con toda su crueldad.

Hoy ha venido una paciente que sufrió, padeció y superó hace un año una de estas palabras, si no todas. Y hoy la ha tenido que volver a oir. Es curiosa de todas maneras la manera en que mi paciente lo ha tomado. Pese a que tiene un síntoma muy llamativo y muy preocupante, se aferra a la remotísima posibilidad de que el síntoma esté provocado por algo diferente. Y es todo optimismo. La noche y el día con su marido, que parecía hundido. Y al salir nos ha echado una mirada tan cargada de sentimientos, de significados, que ni con todos los blogs del mundo podría transmitiros.

Se me ocurre que a lo mejor también odio esas palabras porque rara vez un médico puede hacer nada por evitarlas, porque rara vez podemos borrarlas.

No se me ocurre nada mejor que desearos hoy que salud.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Que bonito...
Leo tu blog porque lo vi en el de jose luis y, la verdad, lo leo bastante a menudo por que la medicina es mi vocación frustrada.
Lo que dices en "Palabras" es precioso... Aunque, muchas veces, no se puedan borrar esas palabras, la mayoría de las veces podeis hacer un borroncillo con tipex. Y eso es lo importante.
Patxa

Herrdoktor dijo...

Muchas gracias, Patxa. Lo cierto es que a veces ese borroncillo del que hablas compensa y gratifica mucho más que cualquier paga extra, palmadita en la espalda o alimento para el ego.